AVISO

AVISO: Este blog trata sobre cómo se hacen las películas de Disney por lo que puede haber SPOILERS en los artículos cuando se habla con detalle sobre determinados personajes o escenas.

viernes, 21 de mayo de 2010

Entrevista con Gemma Arterton




  • Al ver los gigantescos sets en los que estás trabajando, la única reacción posible parecería ser “¡Vaya!”


  • Es alucinante. La escala del film está fuera de este mundo. Cuando estábamos en Marrakesh antes de comenzar el rodaje, me llevaron a visitar el set del reino donde vive mi personaje, Tamina: era increíble. Había calles por donde se podía caminar, palacios, fortalezas y mercados callejeros. Y yo pensaba: “Estoy interpretando a la princesa de este lugar, ¡yo!” [Ríe]. Es humillante porque después de todo este trabajo, uno realmente debe estar a la altura de las circunstancias.



  • ¿Y cómo lo estás llevando? ¿Estás a la altura de las circunstancias?


  • [Ríe] Me encanta interpretarla, eso es lo que sé. Tamina es muy interesante porque no es simplemente “la chica” sino que posee un montón de facetas. Es una importante sacerdotisa, una aventurera, a veces algo masculina, y en determinado momento debe fingir que es una especie de camarera de ficción del siglo VI. También llevo unos trajes grandiosos, tatuajes de henna y joyas en el cabello. Soy la única chica en el film, ¡así que tengo que tratar de verme bien!



  • ¿Tienes hasta ahora una escena favorita?


  • Lo que naturalmente se me ocurre es el intercambio verbal ingenioso entre Tamina y Dastan, el personaje que hace Jake. Empiezan llevándose mal, pero obviamente se gustan. Y tenemos algunas escenas brillantemente escritas, muy divertidas de actuar. Realmente disfruto de todo y lo grandioso del film es que tiene muchos elementos: hay romance, aventura, enormes batallas, mucho de comedia, lo que quieras. ¡Realmente es épica!


  • ¿Cómo obtuviste tu papel? ¿Simplemente Jerry Bruckheimer cogió el teléfono y te ofreció un papel en su última película taquillera?


  • Ojalá hubiera sido tan simple... [Ríe]. Fue antes de que yo hiciera Bond y “Tess”. Mi agente me dijo: “Preséntate para esta película, pero es probable que no lo logres porque es muy grande”. Entonces me reuní con la directora de reparto, quien pareció estar verdaderamente interesada, y luego con [el director] Mike [Newell]; pero me faltaba hacer las pruebas de cámara y ganarme a muchas personas convenciéndolas de que una es lo suficientemente bella, talentosa y todo eso… Pensé que nunca lo lograría, así que estaba bastante indiferente al respecto. La espera fue tan larga que cuando recibí el llamado que me decía que el papel era mío ya me había olvidado de eso.



  • ¿Cuál fue tu reacción cuando recibiste la noticia?


  • Fue surrealista. Simplemente me senté en la cama y no podía digerirlo. Es extraño pensar que vas a ser una princesa.



  • ¿En qué momento lo conociste a Jake Gyllenhaal?


  • Fue gracioso porque hice una prueba de cámara con Daniel [Craig] para Bond, pero para esta película no lo conocí a Jake hasta un mes antes de comenzar el rodaje, así que fue un poco estresante. Tenía mariposas en el estómago, pero él fue muy dulce y me dijo: “Me enteré de que eres maravillosa”, y una serie de cosas amables como esa.


  • ¿Qué piensan tus amigas de tu papel junto a uno de los galanes más guapos de Hollywood?


  • Siempre me preguntan si le beso. Y yo les respondo: “Sí, le beso, ¡ahí tienen!” ¡Se vuelven locas de celos! Pero lo mejor de Jake es que es un muchacho adorable, divertido, amable y práctico. En realidad, eso es lo grandioso de este film: que todo el elenco y el equipo no se toman demasiado en serio a sí mismos. Toman su trabajo seriamente, pero no a ellos mismos, y me parece que esa es la mejor actitud que se puede tener, porque cuando estás en medio del desierto en Marruecos, con un calor abrasador y todos exhaustos, es mucho más fácil si se puede bromear con eso.



  • ¿Hay algo que te haya resultado difícil de hacer en este film?


  • Fue una verdadera aventura. En Marruecos vi lugares que nunca podría haber visitado si no fuera por esto, pero extrañé mi casa. Tampoco había montado a caballo antes, así que tuve que aprender desde cero, hasta realizar escenas de riesgo como saltar y montar un caballo en galope. Pero me encantó, aun cuando fallé en un par de maniobras… Algo un poco embarazoso cuando uno le ha dicho a todos: “¡No se preocupen, puedo hacerlo!” [Ríe]



  • ¿Cómo fue trabajar con actores legendarios como Sir Ben Kingsley y Alfred Molina?


  • Aprendí muchísimo, especialmente al ver cómo las personas como Alfred Molina y Sir Ben Kinsgley se muestran siempre tan entusiastas por su trabajo y parecen disfrutar de lo que hacen, sin importar cuánto tiempo hayamos estado filmando ni cuán difíciles sean las condiciones. También aprendí estrategias. Para mí es difícil no llorar; creo que es porque interpreté a Tess y eso me destrabó algo. Ayer, Sir Ben me dijo: “Si tú controlas tus emociones, el público no podrá controlar las suyas”. Eso me ha resultado una gran ayuda.



  • ¿Tienes planes de mudarte a Hollywood y vivir como una estrella?


  • [Ríe] Amo a Londres y necesito estar en un lugar rodeada de gente normal, como mis padres, quienes me mantienen centrada. También necesito ir de vez en cuando al pub. ¿Tienen pubs en Hollywood?
Fuente y fotos: Walt Disney Studios

1 comentario:

Victoria dijo...

Genial Prince of Persia.La vi este domingo en el cine y me ha encantado. Menudos protas más guapos!