AVISO

AVISO: Este blog trata sobre cómo se hacen las películas de Disney por lo que puede haber SPOILERS en los artículos cuando se habla con detalle sobre determinados personajes o escenas.

jueves, 20 de febrero de 2014

Biografía de Walt Disney 4: La Serie de Alice


Cuando Walt llegó a Hollywood, encontró un trabajo como extra en un western, pero llovió el día que su escena iba a ser filmada y el estudio lo sustituyó por otro actor. "Ese fue el final de mi carrera como actor," Dijo Walt, así que volvió a su verdadera vocación: la animación. Se instaló en un pequeño estudio en el garaje de su tío Robert. Escribió a M.J. Winkler, un distribuidor, para comunicarle que estaba montando un estudio en Los Angeles con el propósito de producir una nueva serie de animación. El estudio, por supuesto, era el garaje. Y la nueva serie de animación era su medio acabada Alice's Wonderland que había empezado en Kansas City, una combinación de una niña real con un montón de personajes animados. Winkler compró media docena de esos cortos por la cantidad de 1,500 dólares y Walt se puso a trabajar.


Walt sabía que no tenía ni idea de como dirigir la parte financiera de sus esfuerzos, así que convenció a su hermano Roy para que se uniese a él en California como socio de su nuevo negocio. Esa fue probablemente la mejor de todas las decisiones que tomó en su carrera. Walt era ahora libre de dejar volar su imaginación, mientras Roy se aseguraba de que les quedaba algún dinero para comer. En 1923 crearon Disney Brothers Studio, con un capital de 200$ que Roy había ahorrado, 500$ que les prestó su tío y 2.500$ que sus padres, Flora y Elías, les dieron, para lo cual tuvieron que hipotecar su casa de Portland. Compraron una cámara usada, alquilaron un pequeño estudio en la parte trasera de una oficina inmobiliaria, se mudaron juntos a un apartamento de un dormitorio, contrataron un par de asistentes y, según dijo el propio Walt, "comenzó el proceso de hacer famoso el nombre de Disney en todo el mundo."

Lillian Bounds, Walt Disney, Ruth Disney, Roy Disney y Edna frente su primer estudio

En el camino hacia la fama internacional, Walt se enamoró. Había contratado a una dulce y gentil muchacha llamada Lillian Bounds. Por las noches llevaba a sus dos empleadas a casa en el coche que él y Roy habían comprado. Siempre llevaba primero a la otra chica a pesar de que Lillian vivía más cerca del estudio. A Walt le encantaba escuchar las historias de esa interesante chiquilla, la pequeña de 10 hermanos hijos de un herrero. Pasado un tiempo, empezaron a dar largos paseos, hablando todo el tiempo, pero Walt no aceptaba nunca las invitaciones de Lillian para conocer a sus padres. No hasta que hubiera ahorrado lo suficiente como para comprarse un traje para el acontecimiento. Cuando por fin llegó el momento, Walt encajó muy bien en la familia. Mientras tanto, su vida con Roy se deterioraba, no se soportaban como compañeros de piso, así que a principios de 1925, Roy se casó con su novia Edna y, poco después, el 13 de Junio de 1925, se casaron Walt y Lilly.

Lilly, como Walt la llamaba, enseguida entendió que no era el único amor de la vida de Walt, pues él también amaba con locura su trabajo. A veces estaban pasando una tarde tranquila con la familia y, de repente, Walt anunciaba "Tengo que irme a hacer una cosa en el estudio." Lo siguiente que Lilly recordaba era despertarse en el sofá del estudio a media noche para, por fin, irse a casa.

La serie de Alice tuvo éxito, pero M.J. Winkler traspasó la empresa a su marido, Charlie Mitz, y este era un cliente difícil y solía discutir con Walt. Cuando la serie de Alice dejó de tener tanta demanda, Walt creó un nuevo personaje, Oswald el Conejo Afortunado. Pero este conejito no le daría tanta fortuna a Walt.

Fuente: Walt Disney Family Museum

2 comentarios:

Erredé dijo...

Hola.
Acabo de descubrir tu blog y ya sé que me voy a pasar horas leyendolo.
Es buenísimo.

Aladar dijo...

Gracias!!! Me alegro de que te guste!!! Espero que también te gusten las demás secciones